¿Un exoesqueleto para correr más rápido que Usain Bolt?

La idea básica es similar a la que se utiliza para hacer que el paralítico vuelva a caminar: utilizar un exoesqueleto, es decir, un sistema de extremidades robóticas que se pueden llevar puestas y que actúan como «músculos artificiales», para mejorar la capacidad de correr de un individuo (y no sólo para ayudarle a hacer movimientos simples). En resumen, incluso los superzapatos «biónicos» que fueron tan controvertidos a finales de 2019 (y que ayudaron a algunos atletas a reescribir el libro de oro de la mejor actuación en el maratón) son pálidos en comparación.

Los dibujos del prototipo de este nuevo sistema que los investigadores de la Universidad de Vanderbilt (EE.UU.) publicaron en Science Advances, muestran cómo funciona: el corredor explotaría la energía generada por dos resortes incorporados en el exoesqueleto unido a sus piernas que, funcionando como una especie de catapulta, aumentaría el empuje dado por el pie. Así, un profesional podría alcanzar una velocidad de carrera de 20,9 metros por segundo, igual a 74 km/h, aumentando así en casi un 50% el rendimiento récord de Usain Bolt, que ha alcanzado picos de 12,5 m/s.

En la imagen (click para ampliar), el funcionamiento del exoesqueleto diseñado por investigadores de la Universidad de Vanderbilt.

Conservar la energía.

«La idea de inventar un dispositivo que permitiera que las piernas funcionaran incluso cuando no estuvieran en contacto con el suelo nos vino al observar la diferencia entre un ciclista y un corredor», explica David Braun, uno de los dos investigadores, junto con Amanda Sutrisno, que dirigió la investigación. De hecho, fue la bicicleta la que inspiró el diseño del exoesqueleto: los muelles, en lugar de las piernas, soportan el peso del cuerpo (de manera similar a lo que hacen las ruedas de la bicicleta con respecto al cuadro), evitando así que la energía se disperse en contacto con el suelo; la energía almacenada por los muelles se libera entonces, sumándose al empuje dado por los músculos de las piernas y haciendo que la zancada sea más potente. Sin motores, sin (otros) trucos en resumen.

Más en Nanova ||  9 de Agosto : Día de los Pueblos Indígenas 2020

Utilidades y deporte.

Además de ayudar a quienes, como rescatadores o personal médico de emergencia, tienen que ir a un lugar rápidamente, este invento también podría inspirar una nueva disciplina deportiva: según los investigadores, de hecho, todo el mecanismo que en este momento sería gomoso y visible, podría en el futuro estar contenido dentro de un par de zapatos normales.

Comparte en: