Hormigas nucleares desde la extinta Unión Soviética

Las hormigas son uno de los insectos más asombrosos de nuestro planeta. Los científicos saben desde hace tiempo que estas criaturas pueden levantar pesos 5.000 veces la masa de sus propios cuerpos.

Además, los investigadores descubrieron recientemente que estas pequeñas criaturas son casi las más rápidas de la Tierra: en un segundo superan 108 longitudes de su propio cuerpo. No ha pasado un mes desde el día de este descubrimiento, y las hormigas ya han logrado sorprendernos con la capacidad de sobrevivir incluso en las condiciones más extremas sin luz ni comida. Los científicos se convencieron de esto al estudiar la vida de los insectos dentro de un búnker abandonado.

La estructura subterránea, en la que se descubrió una gran colonia de hormigas, se encuentra en los bosques de Polonia. Es parte de una base nuclear abandonada de la extinta Unión Soviética y se utilizó para almacenar municiones nucleares. Durante mucho tiempo, a nadie le interesó este lugar, pero en el 2010, los investigadores comenzaron a visitar el búnker para estudiar a los murciélagos que viven en él. Además de los mamíferos alados, se encontraron hormigas forestales de la especie Formica polyctena en la estructura.

¿Como sobrevivieron?

Las hormigas entraron al búnker no por su propia voluntad. El hecho es que los habitantes del bosque construyeron un hormiguero justo en el lugar donde una tubería oxidada que conduce al búnker sobresale del suelo. No hace falta decir que algunas de estas hormigas comenzaron a caer dentro de la estructura subterránea y en el 2013 su número llegó a un millón. Muchas fueron encontradas muertas, otras tantas, se les  encontraron marcas de mordidas y otras lesiones en sus cuerpos.

De acuerdo a la investigación , durante mucho tiempo, los investigadores se sorprendieron de cómo los pequeños insectos logran sobrevivir en condiciones sin luz ni comida. Parecería que en condiciones tan extremas cualquier criatura viviente hubiera muerto hace mucho tiempo, pero no, millones de hormigas continuaron viviendo y su número estaba en constante crecimiento. Los científicos lograron revelar el secreto de tal supervivencia  solo unos años después del día en que fueron descubiertos.

Más en Nanova ||  Estudios demuestran que la contaminación puede alterar la función cerebral de los estudiantes y alterar las hormonas

Resultó que el número de hormigas estaba aumentando debido al hecho de que las que vivían en la superficie aún seguían cayendo dentro de la tubería oxidada. Y , las que estaban abajo podrían sobrevivir comiendo a sus parientes: entre las hormigas, el canibalismo no es infrecuente.

De hecho, incluso durante las «guerras de hormigas» por conquistar territorio, a menudo atacan a su propia especie y literalmente se los comen. Y en estas condiciones extremas, sin ningún alimento, los insectos pueden matar incluso a sus seres queridos. Suena como una trama de suspenso.

Este descubrimiento fue evidencia de que, además de un poder y velocidad asombrosos, las hormigas también tienen una vitalidad fantástica. Sin embargo, las hormigas polacas ya no necesitan demostrar su adaptabilidad a condiciones ambientales extremas. El hecho es que después de encontrar y estudiar el comportamiento de las hormigas, los investigadores bajaron una tabla de madera en la tubería. Entonces, los insectos pudieron llegar a la superficie y escapar de la muerte.

Finalmente, quiero recomendar un documental. BBC: Ataque de hormigas del 2006 . Es sobre la vida de una colonia de insectos desde sus inicios.

Comparte en:
Miguel Moya

Miguel Ángel Nuñez Moya se unió a la revista en el 2017. Cubre la investigación y las políticas ambientales con un enfoque en los recursos naturales y la sostenibilidad. Sus temas incluyen agricultura, silvicultura, pesca, biología de la conservación y temas relacionados.