Tendencias

Las personas mayores producen tantas células cerebrales nuevas como los adolescentes

Última Actualización en: abril 14, 2018

La edad viene con defectos, pero la capacidad de desarrollar nuevas células cerebrales no se ve afectada. Las personas sanas en sus 70 años parecen desarrollar tantas neuronas nuevas como los adolescentes.

El descubrimiento supera una teoría de hace décadas de cómo nuestros cerebros están envejeciendo. Los nuevos conocimientos también pueden dar indicaciones sobre cómo podemos mantener nuestra mente alerta durante más tiempo.

Nuevas células cerebrales

Los mamíferos como los humanos producen la mayoría de las células cerebrales antes o poco después del nacimiento. Después de eso, esas células ya no se renuevan. Hay diferentes tipos de células en su cerebro. Las neuronas, las células nerviosas del cerebro, se comunican entre sí a través de señales eléctricas. Las llamadas células gliales no lo hacen, pero tienen un papel importante en, por ejemplo, el aprendizaje, la memoria y el sistema inmunológico del cerebro.

También te puede interesar :

Nanopartículas plásticas inspiradas en la naturaleza podrían mejorar la administración de medicamentos contra el cáncer

Neuronas (verde) y células gliales (azul) en el hipocampo. Imagen: Aafke Kok
El cerebro continuamente crea nuevas neuronas (mostradas en rojo). Imagen: Nathan Danielson, Losonczy Lab, Universidad de Columbia

Científicos anteriores descubrieron que el hipocampo, un área cerebral que es importante para el aprendizaje y la memoria, es la única área cerebral que produce nuevas neuronas y células gliales a lo largo de la vida de una persona. Sin embargo, se pensó que la producción de nuevas células cerebrales, la llamada neurogénesis, se reduciría drásticamente a partir de la mediana edad.

Para investigar esto, Maura Boldrini y sus colegas de la Universidad de Columbia en Nueva York le quitaron el hipocampo a 28 personas de entre 14 y 79 años poco después de su muerte. Analizaron el número de nuevas neuronas y células gliales. Además, los investigadores observaron los marcadores moleculares que se expresan cuando las células cerebrales forman nuevas conexiones o se mueven a través del cerebro. Con esto pueden estudiar la plasticidad del cerebro, la capacidad del cerebro para hacer ajustes en, por ejemplo, la fuerza de conexión entre diferentes neuronas.

El número de neuronas nuevas en todo el hipocampo resultó no depender de la edad de la persona de la que provenía la muestra. Lo mismo se aplica al número de células gliales. Los investigadores estiman que todas las personas que analizaron produjeron alrededor de 700 neuronas nuevas al día antes de morir.

Viejos sanos

Investigaciones anteriores en animales sugieren que los mamíferos más viejos no tienen la capacidad de desarrollar nuevas neuronas. Los experimentos en personas de edad avanzada parecían confirmar esta teoría. Sin embargo, estos estudios sólo utilizaron el cerebro de personas enfermas, o tejidos obtenidos más de un día después de la muerte, dice Boldrini.

El desarrollo de nuevas neuronas nunca se había estudiado antes en personas que no tuvieran enfermedad cerebral u otros problemas, con tejido que haya disminuido dentro de las 24 horas de la muerte”, dice. Nuestros resultados muestran que los ancianos sanos pueden formar tantas neuronas nuevas como los jóvenes. Si sabemos lo que está sucediendo en estas personas para continuar desarrollando nuevas neuronas, podemos usar eso para hacer que otros envejezcan de una manera más saludable.

Los investigadores descubrieron algunas diferencias entre las edades. Las personas mayores, por ejemplo, tenían menos plasticidad en algunas partes de su hipocampo. Esto significa que sus cerebros eran menos capaces de reorganizar las conexiones en esta área. El impacto de este cambio relacionado con la edad aún no está claro.

Jeff Davies, neurobiólogo molecular de la Universidad de Swansea, enfatiza que el número de neuronas nuevas puede ser aún mucho mayor en recién nacidos o niños pequeños. Por lo tanto, no se puede descartar que la neurogénesis disminuya a lo largo de toda la vida”, dice.

De acuerdo con Davies, sería interesante repetir el estudio y luego observar la diferencia entre las personas que se mueven mucho y las que no. Entonces podríamos averiguar si los factores ambientales pueden influir en la producción de nuevas neuronas, y si podemos usarlas para estimular el envejecimiento saludable del cerebro.

Si te fue útil, Comparte esta Información
  • 41
  • 6
  • 2
  •  
  •  
    49
    Shares
Mostrar Más

Amelia Oliveira Santos

Investigador asociado: temas biocombustibles, nanomateriales, Olimpiadas Nacionales de Química

Biografía Completa

Deja un comentario