• La «hipótesis del singleton» de Nick Bostrom dice que la vida inteligente en la Tierra eventualmente formará un «singleton».
  • El «singleton» podría ser un solo gobierno o una inteligencia artificial que lo dirige todo.
  • Si el singleton será positivo o negativo depende de numerosos factores y no es seguro.

¿Tiene la historia una meta? ¿Es posible que todas las sociedades humanas que existían sean en última instancia un preludio para establecer un sistema en el que una entidad gobierne todo el mundo? El filósofo de la Universidad de Oxford Nick Bostrom propone la «hipótesis de una sola pieza», sosteniendo que la vida inteligente en la Tierra se organizará en algún momento en la llamada «una sola pieza», una organización que adoptará la forma de un gobierno mundial, una máquina superinteligente (una IA) o, lamentablemente, una dictadura que controlaría todos los asuntos.

Otras formas de un singleton pueden existir, y, en última instancia, Bostrom cree que una de ellas llegará a existir. El filósofo sostiene que históricamente ha habido una tendencia a que nuestras sociedades converjan en «niveles más altos de organización social». Pasamos de bandas de cazadores-recolectores a cacicazgos, ciudades-estado, estados-nación y ahora corporaciones multinacionales, las Naciones Unidas y así sucesivamente, hasta llegar a la globalización – uno de los blancos favoritos de ataque del Presidente Donald Trump. Según una visión de esa tendencia, el aumento del poder va a parar a las empresas multinacionales y a los organismos gubernamentales mundiales, convirtiendo a la globalización en un concepto de saco de arena, a menudo visto no como una reorganización necesaria de las sociedades de todo el mundo, que conduce a una mayor cooperación y a un orden internacional pacífico, sino más bien por su potencial para provocar la pérdida de puestos de trabajo y socavar las soberanías de los países individuales, lo que hace que los ciudadanos se vean obligados a aceptar a los burócratas totalitarios sin rostro procedentes de tierras extranjeras.

Más en Nanova ||  Estamos mas cerca de los teléfonos mobiles completamente flexibles

Pero un singleton no tiene que resultar en un mal resultado, argumenta Bostrom. De hecho, él piensa que también podría ser algo bueno o al menos algo que no es obviamente ni positivo ni negativo – simplemente neutral. Una manera de llegar a un singleton, según el filósofo, es a través de la tecnología. La mejora de la vigilancia y la comunicación, la tecnología de control mental, la nanotecnología molecular y la inteligencia artificial podrían dar lugar a una sola cosa.

Mientras que algunos aspectos de estas tecnologías podrían ser indeseables e infringir las libertades individuales, Bostrom cree que hay situaciones en las que podría haber un amplio apoyo a una solución tecnológica o a una única agencia gubernamental para tomar el control de la sociedad. A medida que el mundo se vuelve más complejo, es más difícil lograr una coordinación eficaz entre los países y las personas que viven en ellos. Las soluciones tecnológicas, junto con la convergencia de los valores morales y un gobierno democrático mundial, podrían facilitarlo.

Otros escenarios, como los eventos catastróficos, también podrían acelerar la creación de singletons. La Sociedad de Naciones, por ejemplo, surgió de la Primera Guerra Mundial, mientras que la creación de las Naciones Unidas fue un subproducto de la Segunda Guerra Mundial.

Una vez creado, un singleton podría convertirse en la forma de vida para el futuro previsible, ya que tomará medidas para mantener su existencia y alejar las amenazas.

«La vida inteligente originaria de la Tierra formará (eventualmente) una sola cosa», escribe Bostrom.

Antes de que te prepares para que tu vida sea dominada por una sola agencia, el clásico artículo de Bostrom sobre el tema presenta algunos pros y contras específicos de una sola agencia.

Más en Nanova ||  Prepárense para conocer el Atlas genético de los tumores

Cuatro ventajas:

– evitar las carreras armamentistas peligrosas, que son costosas y potencialmente desastrosas. Sin muchas potencias mundiales en competencia, las carreras de armamentos serían innecesarias.

– evitando una carrera de colonización espacial, que de nuevo lleva a una guerra potencial y a gastos extremos.

– evitar la desigualdad – una sola persona podría distribuir la riqueza.

– Evitar los resultados evolutivos que no queremos – una sola persona (especialmente un IA) podría hacer un mejor seguimiento de los escenarios distópicos, como las epidemias, y trabajar hacia la supervivencia de la población en su conjunto.

Cuatro Desventajas:

– tener una sola entidad controlando todo podría llevar a un menor control sobre la toma de decisiones y las cosas podrían ir mal para nosotros los humanos. «Todos los huevos están en una cesta» en este escenario, señala Bostrom.

– Un mundo sin competencia entre Estados podría ser más vulnerable a las rupturas sistémicas que un mundo menos ordenado, en el que «hay algunos procesos que limitan la destructividad de ciertos tipos de fracasos», escribe el filósofo.

– algunos camisones podrían llevar a una terrible burocracia e ineficiencia – no es seguro que eso compensaría los beneficios de una sociedad tan coordinada. Eso dependería de la «gravedad» de los problemas.

– algunos singletons podrían ser creados por la fuerza – piense en Ghenghis Khan, Napoleón, Nazis y cualquier nuevo dictador que esté esperando en las alas.

Echa un vistazo al artículo de Nick Bostrom «What is a Singleton?